El Minhacienda, Ricardo Bonilla, líderó el ajuste de $20 billones en las entidades nacionales, para equilibrar las finanzas fiscales, cumplir con la regla fiscal y a la vez empujar con el gasto público el crecimiento de la economía, una proyección del 1.7%, es buena noticia contenida en el plan financiero del 2024, presentado al Congreso . Y esto está en el marco de una inflación que ha sido bien controlada por la junta del banco de la República y el gobierno nacional, que ha originado una política monetaria menos restrictiva. Esa actualización del marco fiscal de mediano plazo 2024-2034 tiene un mensaje importante, reconocer errores en las proyecciones de recaudo y presentar proyecciones realistas para terminar el año. Y el ingrediente importante, es que el señor Ministro de Hacienda establece los compromisos de deuda, cuyo prerrequisito es poner a la luz una gran cantidad de rubros que no están siendo vistos como deuda.

En palabras del ministro “Estamos sincerando las deudas que no aparecen como tales y me explico, la deuda pública simplemente comprende aquellos papeles negociables en términos de título de deuda y compromisos con las multilaterales. Pero el pasivo dejado por el Fondo de Estabilización de Precios, dejado por opción tarifaria, el gobierno va a asumir para estratos 1, 2 y 3, es deuda y la estamos cubriendo”.

MinHacienda anticipa que el déficit fiscal del Gobierno Nacional Central para el 2024 será del 5.6%, prioridad fortalecer la confianza de los inversionistas y la imagen del país ante las calificadoras de riesgo. Evidencian el compromiso con la sostenibilidad de las finanzas públicas y el cumplimiento de las obligaciones con los acreedores. Y en deuda, el Gobierno Nacional espera una disminución progresiva de la deuda neta con una convergencia hacia el 55% del PIB para 2025. Se observa  seriedad  en la ejecución de la política económica fiscal, ayudando con el banco de la República en la política financiera, monetaria, crediticia, cambiaría y fiscal, con la verdad. Esto es bueno para las finanzas públicas de Colombia.

Las finanzas públicas de Cali.

Cursa en el Concejo de Cali, el proyecto de acuerdo número 006 del 2024, “Por el cual se otorgan autorizaciones al alcalde de Cali para celebrar operaciones de manejo de deuda pública, asimiladas, conexas y se dictan otras disposiciones, indudablemente, su contenido es re perfilamiento de la deuda para buscar recursos frescos del sector bancario para el distrito de Cali. Con el bjetivo, tener más de $400.000 millones para inversión pública y  cumplir el plan de desarrollo. Por ello nuestra recomendación a la dirección de Hacienda, a la comisión de Presupuesto del Concejo, a los H. Concejales y por supuesto al Alcalde de Cali, es poner por primera vez en Cali, el blanco y negro de la deuda pública de la Ciudad, y sobre esto tomar decisiones sensatas para el futuro del Distrito:

El capital adeudado es de $1.05 billones de pesos e ntereses bancarios de $1.1 billones para el marco fiscal de mediano plazo de Cali, ampliando su pago al 2030.

Entendió la Secretaria de Hacienda, María Mercedes Prado, que con este re perfilamiento el endeudamiento crece, luego es una operación de crédito y por eso necesitaba acuerdo que inicialmente no lo tenía claro y que tuvo dificultades en el Concejo de Cali. Para el gasto social, es loable que se disminuya en el nuevo plan financiero, un valor de cuotas anuales de amortización de capital e intereses, que es lo que origina la necesidad del crédito y hay que decirlo claramente que esto tendrá que ver con los gobiernos distritales de Cali 2028 – 2031 / 2032 – 2035.

Tienen la oportunidad los H concejales de corregir el marco fiscal de mediano plazo, o seguirán con la política del “calle para siempre” porque olímpicamente se ha desconocido la deuda con los caleños por valorización, de más de 900 mil millones de pesos, para construir las 9 megaobras faltantes. Estas obras y otras obras tan importantes, que son nueve las faltantes por terminar, definidas en el acuerdo 241 del 2008 y 297 del 2010.

En Cali ya nadie habla de la crisis fiscal, cuando no hay dinero para tanta NBI, menos para salvar al MIO o dar educacion de calidad o hacer vivienda popular, etc  Y con el ejemplo lo da la nación, el Presidente de la República y el Ministro de Hacienda, política nacional que debe asumir Cali y sobre esos valores reales de posibilidad de endeudamiento, calcular la capacidad y dar la autorización del re perfilamiento sobre cifras reales.

Pedirle esto al señor Alcalde y al Concejo municipal,  es una obligación ciudadana.

Editorial

Editorial