No se observa un plan de reactivación económica del gobierno nacional en este tercer mes del año, a pesar que el crecimiento del PIB fue del 0.6%, es decir una gran desaceleración económica, casi que recesión, y ahora según los informes de la DIAN, el Ministerio de Hacienda, el Banco de la República y el DANE, no aumenta ni el recaudo, ni la generación de empleo.

Las cifras del mes de febrero en curso que presenta FENALCO es negativo, cuando el 84% de los comerciantes dicen que sus ventas fueron iguales o inferiores con el mismo mes del 2023. Hay incertidumbre por el aumento de la inseguridad y la baja demanda. En las ventas del comercio es que se palpa mejor un país, porque se siente al consumidor, al empresario que lleva las mercancías y al comerciante que pone su grito cuando sus ventas bajan.

La precesión de FENALCO es que los tres últimos meses, diciembre 2023 – enero y febrero 2024, son de pésimo balance y el febrero 2023 es el peor desde el 2017.

Es urgente que el plan de choque lo haga el gobierno nacional, antes de seguir trabajando por las elecciones del 2026.

Y la crisis de la vivienda completa el segundo año continuo, con contracción del 2023, sin escenarios de recuperación al 2024, con informe de Camacol que las ventas de los dos primeros meses fueron de 20.285 unidades, una contracción del 24.5% frente a los dos mismos meses del 2023.

La VIS con 20 meses seguidos en caídas, los programas que se inician con 12 meses seguidos de variaciones negativas y   como si fuera poco, se propone una Asamblea Nacional Constituyente ayer en la ciudad de Cali, que precisamente no es para desarrollo económico y social. Recapacitemos por favor,,,,,o nos vamos hacia Venezuela, Nicaragua o Cuba….

Ana Lucia Arango M

Ana Lucia Arango M