El equipo de Néstor Lorenzo, que acumula 24 partidos sin conocer la derrota (el invicto más largo del mundo hoy y el que está a solo tres victorias de ser récord en el país), mide fuerzas este viernes, a las 5:00 p.m. (hora colombiana) con Costa Rica, que viene de sacarle un empate 0-0 a Brasil, nada menos.

Eso apretó el grupo D de la Copa América 2024 y puede que juegue en beneficio de Colombia, siempre y cuando sume tres puntos más y pueda certificar su clasificación a los cuartos de final con 6 unidades, después de la victoria 2-1 contra Paraguay en el debut.

Las diferencias son todas: en valor de nóminas la cafetera llega a 282, 9 millones de euros frente a 21,93 millones de su rival; en el historial de enfrentamientos van cuatro enfrentamientos, tres con victoria tricolor; ni qué hablar de actualidad, de un proceso de Lorenzo de dos años frente a uno de Alfaro de apenas unos meses… no parece un duelo tan parejo. Aunque eso, al final, lo determina la pelota.

Así llega Colombia

La única novedad en el equipo de James, Díaz, Arias y compañía es que Jhon Lucumí no logró recuperarse de un problema muscular que sufrió contra Paraguay y no estará disponible para esta segunda salida. Complicado tratándose de un titular indiscutible.

Por eso Lorenzo, poco amigo de hacer cambios radicales, tendrá que tocar la zaga y elegir entre Carlos Cuesta y Yerry Mina, este último el que reemplazó a Lucumí contra los paraguayos y tuvo un aceptable rendimiento. Así las cosas, la defensa volverá a ser la tradicional caucana, con Dávinson Sánchez.

Después, como equipo que gana no se toca, se quedarían los mismos de la primera salida en Houston, donde hubo picos altos de rendimiento, más allá de lo corto que pueda parecer el marcador.

Siguen Vargas en el arco y los laterales Mojica y Muñoz, se queda Richard Ríos como compañero de Jefferson Lerma en el medio porque es la dupla más segura hasta el momento y Uribe seguiría siendo alternativa; y el ataque no se discute con Díaz, Arias, Borré y, el director de la orquesta, James.

La meta es no perder la cabeza, tener mucha movilidad para encontrar pequeñas fisuras en un bloque tico que se anticipa firme y muy fijo sobre su arco, y hacer gala de la efectividad de esta era Lorenzo para aprovechar lo poco que quede, asumiendo que el gol es una labor de todos, no solo de los atacantes.​

Alineaciones probables

Colombia: Vargas; Muñoz, Sánchez, Mina, Mojica; Ríos, Uribe, Arias, Rodríguez; Borré y Díaz.

Costa Rica: Sequeira; Mitchell, Vargas, Calvo; Bran Flores, Galo, Quirós, Lassiter, Aguilera; Zamora y Ugalde.

Redacción

Redacción