La estrategia para controlar el coronavirus en Cali se escribe con ‘S’

Por Redaccion el Lun, 20/04/2020 - 1:00pm
Edición
469

fdbfdb
encarar la última semana del aislamiento preventivo obligatorio y controlar la propagación del coronavirus (COVID-19) en la ciudad.

Seguridad alimentaria y ciudadana, servicios públicos y salud pública, son los principales componentes de la estrategia diseñada por la Alcaldía de Santiago de Cali, en cabeza de Jorge Iván Ospina, para encarar la última semana del aislamiento preventivo obligatorio y controlar la propagación del coronavirus (COVID-19) en la ciudad.

Así lo confirmó el propio Ospina, protagonista del espacio de Caracol Radio ‘El Personaje de la Semana’, dirigido por el periodista Darío Gómez. En ese contexto, el mandatario se refirió a las 20 personas fallecidas por coronavirus y dijo que se tiene registro de 450 contagiados que han sido verificados con pruebas, agregando que “hay muchos más sin identificar”.

Frente a estas cifras, el Alcalde de Cali detalló la estrategia que su Administración Municipal implementa con rigor, para enfrentar la última semana de cuarentena.

Seguridad Alimentaria...
“Para soportar tanto aislamiento hay que proveer de alimentos a los más necesitados y garantizar la provisión de alimentos a todos los sectores de la sociedad”, consideró Ospina.

En ese sentido, aseguró que desde el lunes (20 de abril) estarán funcionando comedores comunitarios y se le dará continuidad a la entrega de alimentos por la vía de mercados y bonos, que podrán ser redimidos en almacenes de cadena y tiendas de barrio, además de generar provisiones para los hogares de paso.

Ospina contó que en la interacción diaria con la gente ha recibido propuestas innovadoras e interesantes que no descarta, entre ellas, recuperar la agricultura o huertas urbanas y las comitivas de barrio. “Acompañaremos todas las iniciativas de la comunidad”, remarcó.

Servicios públicos...
“Hacemos todo lo posible con Emcali para reconectar a todas las familias (van 10.000 reconexiones); trasladar las facturas de marzo y abril a 12 o 24 meses con un pequeño interés para todos los estratos de Cali; y haciendo un gran esfuerzo por mejorar las telecomunicaciones”, detalló el burgomaestre.

Aseguró que la Alcaldía pagará el servicio público de internet a las personas que resulten positivas para coronavirus y que estén haciendo, de manera juiciosa, el proceso de aislamiento. “La idea es que se encuentren siempre conectados”, puntualizó.

Seguridad ciudadana…
El Alcalde de Cali destacó que, mayoritariamente, la ciudadanía caleña ha tenido un comportamiento positivo durante el aislamiento preventivo obligatorio. Sin embargo, dijo que se reforzarán las medidas de seguridad para evitar conductas anómalas, desobedientes y de saqueo.

Manifestó que en el marco de esta estrategia, se han desactivado sitios donde se mantienen las fiestas y reuniones sociales, además de sancionar personas que se van a celebrar a moteles. “En estos casos la gente no comprende la importancia de estar aislados y respetar las normas”, enfatizó.

Salud pública…
En este componente, Jorge Iván Ospina dijo que se han tomado varias decisiones. Una de ellas tiene que ver con los pacientes positivos para COVID-19 que no tengan las condiciones mínimas para hacer el aislamiento. “Esas personas contagiadas que vivan en hacinamientos y en condiciones socio económicas difíciles, serán trasladadas a la institución de salud que le corresponda y podrán estar debidamente protegidas”, explicó, enfatizando que la oferta es para todo aquel que no tenga las condiciones serias para adelantar una cuarentena, sin importar el estrato.

Jorge Iván Ospina se refirió a la necesidad de mejorar la dinámica de las pruebas de laboratorio, de cara a identificar mayor cantidad de casos positivos. “No hemos tenido las pruebas de la nación y de proveedores internacionales; hay una rapiña global por los reactivos para este tipo de pruebas y eso nos ha imposibilitado ampliar la cobertura”, argumentó.

Para enfrentar esta situación, el Alcalde dijo que la Secretaría de Salud Pública Municipal adelanta jornadas en los barrios para tomar exámenes de temperatura, pruebas de olfato y sintomatología. “Así, no nos amarramos a unas pruebas de laboratorio que no llegan y podemos hacer identificación de sospechosos por COVID-19”, aseguró.

Ospina reiteró que en barrios como Morichal de Comfandi, El Caney, Valle del Lili, Manuela Beltrán, Vergel, Ciudad Córdoba, Ciudadela del Río, Ciudadela Floralia y el Guabal, entre otros, se registra una mayor incidencia de casos de coronavirus. “Allí el aislamiento debe ser más riguroso”, recomendó.

dvfbfb
También valoró la intervención de la Universidad del Valle que, junto con un ‘cluster’ de empresas privadas, viene trabajando en la estructuración e identificación de provisión de estos equipos médicos en la región

En relación con la capacidad instalada para atender la emergencia por COVID-19, Jorge Iván manifestó que el trabajo se centra en habilitar una mayor cantidad de unidades de cuidados intensivos y salas de hospitalización general. En ese sentido, destacó la gestión de la Gobernación del Valle en la toma de la Clínica SaludCoop del norte, agregando que la Alcaldía de Cali hizo lo propio con la misma clínica en el sur de la ciudad. También mencionó que están a la espera de que lleguen 211 ventiladores o respiradores, como parte de un compromiso adquirido por el Gobierno Nacional para ampliar la oferta de servicios. “Cada una de las clínicas de la ciudad con las que hacemos reuniones está teniendo su propio plan de contingencia para ampliar la capacidad instalada”, complementó.

También valoró la intervención de la Universidad del Valle que, junto con un ‘cluster’ de empresas privadas, viene trabajando en la estructuración e identificación de provisión de estos equipos médicos en la región, de cara a suplir la necesidad.

Y a propósito de compromisos y sentido de pertenencia de diversos sectores, el Alcalde hizo un “regaño cordial” a la banca local. Dijo que debieran entender que no es el momento para reducir la oferta de servicios financieros, cerrar sucursales o limitar servicios. “Eso propicia las aglomeraciones. Si no tienen ellos para mantener sucursales abiertas, entonces quién”, puntualizó.

Finalmente, Jorge Iván Ospina le pidió de nuevo al Gobierno Nacional ayuda para manejar el tema de los migrantes venezolanos que están llegando a la ciudad desde Ecuador. “Acabamos de trasladar 800 venezolanos a Cúcuta y Arauca pero nos siguen llegando”, dijo, sin dejar de insistir por la creación de un puente aéreo desde Nariño hasta Venezuela. Advirtió que si el Gobierno central no asume una posición, él no descarta la posibilidad de bloquear la entrada de migrantes a Cali. “Y no lo digo por xenofobia, sino por la posibilidad inminente de contagio”, concluyó.

Caliescribe edición especial