Un nuevo eje urbano para Cali

Por Benjamin Barne… el Sáb, 08/09/2018 - 1:00am
Edicion
383

 


Por Benjamín Barney Caldas 

Arquitecto de la Universidad de los Andes con maestría en historia de la Universidad del Valle. Ha sido docente en Univalle y la San Buenaventura y la Javeriana de Cali, y continua siéndolo en el Taller Internacional de Cartagena, de los Andes, y en la Escuela de arquitectura y diseño, Isthmus, en Panamá. Miembro de la Sociedad Colombiana de Arquitectos, la Sociedad de Mejoras Públicas de Cali y la Fundación Salmona. Escribe en Caliescribe.com desde 2011.


Un grupo de profesionales vinculado a la Sociedad de Mejoras Públicas de Cali, SMP-C, preocupados por la visión estrecha de las varias propuestas que se han hecho a lo largo de los años para la larga y ancha franja de la ciudad conocida como “el corredor férreo”

Un grupo de profesionales vinculado a la Sociedad de Mejoras Públicas de Cali, SMP-C, preocupados por la visión estrecha de las varias propuestas que se han hecho a lo largo de los años para la larga y ancha franja de la ciudad conocida como “el corredor férreo” tanto como su total abandono desde que absurdamente se acabo con el Ferrocarril del Pacifico a mediados del siglo XX, se propuso analizarlas a partir de la insistencia sobre un tema en el que desde hace años a insistido el arquitecto Benjamin Barney Caldas en sus columnas tanto en El País como en Caliescribe.com,

El propósito del grupo es demostrar el grave error de concebirlas una después de otra sin dejar espacio para la eventual construcción de las anteriores

El propósito del grupo es demostrar el grave error de concebirlas una después de otra sin dejar espacio para la eventual construcción de las anteriores, pues no solamente no son incompatibles entre sí sino complementarias, y que todas han sido pensadas principalmente como una solución a la movilidad en la ciudad pero sin considerar sus posibilidades para reactivar el área urbana a todo el largo de ese prometedor eje que el ferrocarril dejó justo por la mitad Cali, dividiéndola pero que con un visión amplia no solo la puede unir sino multiplicar, y que sería la base de todos los proyectos que generaría.

Proposición que con la categoría de Distrito Especial que ahora tiene Cali, cobra aun más importancia ya que sería el eje norte-sur del área metropolitana de la ciudad, punto de partida de un verdadero Plan Director para la ciudad que integre el de movilidad con el plan vial y el de usos del suelo, densidades y alturas, hoy vistos por separado, lo que es un garrafal error, y que desde luego hay que verlos a largo plazo, y no como ahora que cada nuevo gobierno municipal procede a improvisar de acuerdo con presiones ciegamente comerciales, que son las que han deformado la ciudad y propiciado la corrupción galopante tanto del sector público como del privado.

un nuevo corredor urbano para Cali, conformado por  el par vial de la 25 y 26, con sus respectivos andenes y ciclo vías, una autopista urbana, el tren de cercanías a su paso por la ciudad

Esta propuesta para un nuevo corredor urbano para Cali, conformado por  el par vial de la 25 y 26, con sus respectivos andenes y ciclo vías, una autopista urbana, el tren de cercanías a su paso por la ciudad, y un parque lineal, junto con la renovación de  las manzanas  a cada lado, fue presentada al Concejo Municipal en donde fue acogida por unanimidad y enviada a Planeación Municipal. Por lo tan es de gran importancia su divulgación a la ciudadanía para que se constituya en una fuerza de presión ante la falta de voluntad política de las autoridades, por lo demás de una supina ignorancia de los asuntos urbano arquitectónicos de una ciudad. 

EL EQUIPO DE TRABAJO

            Ing. Víctor Concha, convocador y coordinador del grupo

            Arq. Juan Carlos Ponce de León, ex Dir. de Planeación

            Arq. Oscar Mendoza, director del Plan del Centro Global

            Arq. e his. Benjamin Barney, propuesta para el corredor

            Eco. y arq. Julián Velasco, partícipe en planes para Cali

            Urb. y arq. Melanie Jaraj, con dr. sobre espacios urbanos

            Arqus. Cesar Cerón y Sara Lozano, dibujos

 CONSIDERACIONES GENERALES

La presencia de un rio es uno de los rasgos ambientales más característicos de cierto tipo de ciudad. Pero Cali ha vivido a lo largo de su historia de espaldas a su rio. Durante 400 años la ciudad utilizo sus orillas como basurero.

En los siguientes 50 pasó al otro lado del rio Cali por el puente Ortiz y su relación cambió; aguas arriba fue usado  como lugar de paseo familiar y ahora ya es un espacio público urbano.  Aguas abajo sigue siendo  basurero.

El crecimiento urbano de Cali es vertiginoso, desordenado y con exceso de normas

El crecimiento urbano de Cali es vertiginoso, desordenado y con exceso de normas: se expandió hacia el oriente con ocupación indiscriminada de terrenos inundables y sometió a su población al riesgo de una catástrofe. 

Hacia el sur crece en áreas rurales de tierras planas y en  las montañas vecinas por  mera especulación. Y sin control alguno se invadieron los cerros, no se respetaron sus ríos por  la tala del bosque natural y la invasión de sus rondas.

El sistema de transporte público con sólo buses articulados es insuficiente, con viajes de 2 o 3 horas para. Las ciclo vías son pocas y mal diseñadas, y los andenes son insuficientes, invadidos o en mal estado o sencillamente.

Este corredor, por su magnitud e impacto urbano-arquitectónico, ya que cruza a todo su largo el área metropolitana, constituye un importante factor de renovación urbana-regional, con múltiples elementos ha considerar.

OBJETIVOS DE UN PLAN METROPOLITANO

Cali requiere soluciones que respondan a  necesidades sectoriales y a sus potencialidades paisajísticas, recreativas, turísticas y productivas. Que vayan más allá de razones meramente funcionales por otros de mayor alcance.

El corredor de las calles 24 y 25, constituye la transformación más importante de Cali en su historia reciente, y una vía caracterizada por múltiples usos, intensa vida, y eje central del futuro sistema vial y de transporte masivo de pasajeros.

El corredor de las calles 24 y 25, constituye la transformación más importante de Cali en su historia reciente, y una vía caracterizada por múltiples usos, intensa vida, y eje central del futuro sistema vial y de transporte masivo de pasajeros.

Contrarrestar la expansión ilimitada de Cali hacia el sur, mediante el desarrollo urbano planificado de los pueblos vecinos, requiere mejorar el plan vial existente entre ellos.  Construir una red de comunicación entre las poblaciones incluidas en la visión metropolitana y sus conexiones nacionales.

La utilización del corredor para el tránsito de trenes de carga riñe irremediablemente con el objetivo del plan y debe ser conectado a la red nacional y a las carreteras de última generación y  conectar con el transporte fluvial por el rio Cauca que debería recuperarse. 

Y por supuesto hay que definir cómo las conexiones de Cali con el resto del departamento y el país, pasando por Palmira, Buenaventura, Cartago y Santander de Quilche, entran a la ciudad y se conectan entre ellas a través de un sistema vial norte sur por el actual corredor férreo, y este oeste por el par vial existente a lado y lado del río Cali y su empate y continuación por la Carrera Primera.

El cruce de estos dos grandes ejes, no sólo viales sino en verdad urbanos, a un extremo del Centro ampliado, pero bastante cerca de la Plaza de Caicedo sería definitivo para re organizar la ciudad, en tanto que esta siempre fue un cruce de caminos.  

EL CORREDOR DEL PAR VIAL DE LA 25 Y 26, 

Se analizaron los varios proyectos que usan al corredor:

Julián Velasco, la selección del sistema de transporte masivo.

Fernando Garcés Llorada, la infraestructura férrea en Cali y municipios vecinos.

Juan Manuel Garcés Obren, las inconsistencias del POR.

German Arboleda Vélez, la Autopista Bicentenario.

Sonia Villamizar, el tren ligero.

Marcela Falla, USB-C, proyectos académicos sobre el tema.

María Constanza Zade, Planeación Municipal, el POR, y el Corredor Verde.

Oscar Mendoza, El Plan del Centro Global.

La larga parálisis de este espacio urbano, lleva a reflexionar sobre las políticas públicas, ya qué ninguno de los proyectos propuestos desde 1980 fue desarrollado. Y a examinar la lógica de uno que recoja planteamientos existentes, a partir de su análisis crítico, urbano, arquitectónico, constructivo, económico y social, con una visión transdisciplinar para que la movilidad, vital en las ciudades muy extensas, se aborde integralmente, planificando usos del suelo, densidades y movilidad.

A inicios del siglo XX Cali el ferrocarril la limitaba al Oriente y hasta allí llegaban las inundaciones del Cauca. Pero ahora hay que entenderlo como su columna vertebral, pues la atraviesa a todo su largo, ya que generará actividades, interacción, y un paisaje urbano resultante de la relación entre el contexto arquitectónico y lo social, cultural y natural, pues además del eje vial tendría lugares de encuentro al aire libre y nuevos equipamientos, por lo que no solo es un asunto de ingeniería sino también urbano, arquitectónico y paisajístico,

El corredor vial acercará los extremos de la ciudad y comunicará su área metropolitana de hecho con los municipios vecinos

El corredor vial acercará los extremos de la ciudad y comunicará su área metropolitana de hecho con los municipios vecinos, solucionando económicamente la movilidad entre la vivienda y los lugares de trabajo y estudio, apuntando a una ciudad mas compacta y de centralidades peatonales, disminuyendo tiempo de desplazamiento, consumo de energía, y mejorando la calidad de vida los ciudadanos, ya que transformará el paisaje urbano favoreciendo las interacciones sociales en el espacio público.

Es muy importante que el sistema  integrado de transporte público incluyendo el tren de cercanías que iría por el nuevo corredor sea respetuoso del medio ambiente, y que considere el contexto histórico, natural, cultural y social, con una visión global que tenga en cuenta lo lúdico, para que enriquezca la ciudad, y que los cruces transversales necesarios y los ya construidos, actualizados, unan sus dos lados actuales lo que traería la reconversión de unas áreas muy importantes, hoy en franca decadencia.

Como el corredor es del Estado no hay que comprar terrenos, y al ser muy amplio las obras no molestarían a los vecinos ni a la ciudad, y al ser casi recto y a nivel facilitaría el trazado y operación de las diferentes vías, cuya construcción sería independiente pero según un Plan General que permita su arborización y evite interferencias. El corredor no debe ser utilizado para un único sistema de transporte masivo pues admite otros usos, e impedir que siga siendo invadido o se adelanten proyectos puntuales que no obedezcan a un POT revisado y al PIMU en preparación.

PROPUESTA

Un sistema masivo de transporte público de velocidad moderada en el perímetro urbano, y rápido entre municipios con conexiones transversales en la ciudad y alimentado por el MIO con buses de plataforma baja para que sean accesibles desde el andén, mediante estaciones cada cierta distancia, promoviendo la intermodalidad entre los distintos medios (tren, tranvías, buses, taxis, bicicletas, peatones) y unificando tarifas y la utilización de una tarjeta única.

El eje vial sería una vía férrea doble entre Yumbo y Jamundí prolongable tanto a Santander de Quilichao y Pereira, como a Palmira y Buenaventura. Una autovía rápida a lo largo del área metropolitana de Cali, conectada a las carreteras a dichos municipio, de dos calzadas de tres carriles, con entradas y salidas al par vial de las calles 25 y 26, antes y después de los principales cruces transversales sobre el corredor, también de tres carriles y con amplios andenes arborizados y una ciclo vía de doble sentido a cada lado.

Al lado de las principales vías que cruzan el corredor habrán estaciones del sistema masivo y se ampliarían los andenes los puentes actuales; o junto a los pasos que habría que construir por debajo de las vías, según la topografía; o a nivel hundiendo la vía rápida. Quedan entre el corredor férreo propiamente dicho y las otras vías propuestas, varias y amplias zonas verdes lineales y algunas, como en las dos amplias curvas del recorrido, conformando verdaderos parques.

Igual se propone una adecuada asignación de usos del suelo, alrededor de varias centralidades peatonales, y acompañar el corredor vial con construcciones de tres pisos conformando una plataforma común y con pórtico, sobre la cual podrá haber torres retrocedidas y aisladas de diferentes alturas según cada sector. Y en las manzanas a lado y lado que están en segunda y tercera fila, por tramos hoy medio desocupadas, se podría hacer mucha vivienda en altura que no cortaría las brisas ni las vistas desde o hacia la cordillera.

Y se deberían localizar centros comerciales, escuelas, colegios, centros deportivos y gubernamentales y demás, e incluso edificios de oficinas. También se podrían hacer muchas viviendas con densidades medias y altas, incluyendo las de interés social, considerando que el Centro ampliado podría ser el futuro de la ciudad, y en el que hay no pocos lotes y construcciones abandonadas. Sería más económico que llevar los servicios y el transporte a los extramuros que es donde ahora se hacen para beneficio apenas de los terratenientes que cercan a Cali.

La Universidad del Valle quedaría muy cerca al corredor y lo mismo el Centro de Eventos ahora en Yumbo. Y en las viejas instalaciones de la Licorera podría haber un centro regional de espectáculos, con hoteles, unido al centro de la ciudad por el par vial del río Cali. Las bodegas del ferrocarril, Molinos Titán, y la Base Aérea, que hay que pensar como el gran parque de Cali y su región. Y convertir el Cementerio Central en un espacio de esparcimiento, como en las grandes ciudades.

El cruce del corredor férreo, y su conexión con Santander de Quilichao al sur y Pereira al norte, con el par vial de la Av. Colombia y la Cl. 4º Oeste,  a lado y lado del Rió Cali, continuado por la Cr, 1º , y sus prolongaciones a Palmira al este y Buenaventura al oeste, a la altura de la Estación y el Terminal de buses interurbanos, sería el centro geográfico y simbólico de Cali, y el cruce del sistema de ciudades del valle del río Cauca.

SOLUCIÓN PARA PASO PEATONAL A NIVEL

WEVESD

 

SOLUCIÓN  PARA PASO PEATONAL SUBTERRÁNEO

EWEDGBDDsvasd

 

Búsqueda personalizada