La nueva carrera armamentista del siglo XXI

Por Jean Nicolás Mejía H el Sáb, 23/10/2021 - 9:17pm
Edicion
548

Jean Nicolás Mejía H

Profesional Ciencias políticas - Pontificia Universidad Javeriana Bogotá. 28 años,  Máster en cooperación internacional y organizaciones internacionales de la Universitat de Barcelona


ioklp
Las armas hipersónicas son aquellos dispositivos armamentísticos que superan en su vuelo a la velocidad del sonido, que es equivalente  a 1.235 kilómetros por hora

La competencia entre China, Estados Unidos y Rusia por lograr la hegemonía en el sistema internacional, está alcanzando niveles insospechados. La siguiente generación de la guerra -con armas hipersónicas- ya es una realidad.

Las armas hipersónicas son aquellos dispositivos armamentísticos que superan en su vuelo a la velocidad del sonido, que es equivalente  a 1.235 kilómetros por hora, a escalas cinco, 10 o inclusive 20 veces más a la velocidad de la luz, según el codirector del Programa de Política Nuclear del Fondo Carnegie para la Paz Internacional, James Acton.

Este tipo de armas se clasifican en dos:

  1. Los vehículos de desplazamiento hipersónico ( HGV), que son planeadores o vehículos aéreos que se envían al espacio y luego vuelven a ingresar con una trayectoria parabólica hacia la ubicación que es el objetivo, y
  2. Los misiles de crucero hipersónicos (HCM) son proyectiles que tienen su propio sistema de propulsión que rompe varias veces la barrera del sonido, lo que los hace muy peligrosos.

Pueden alcanzar velocidades medias de 6 mil o 7 mil kilómetros por hora, lo suficientemente rápido para darle la vuelta al Ecuador del planeta en menos de dos horas. De hecho, este es uno de los objetivos que tiene el gobierno chino, que anunció esta semana el éxito de la prueba de su dispositivo Starry Sky -2, que alcanzó la velocidad de 7.344 Km/h.

Este reciente ensayo responde al anuncio en septiembre de este año por parte del gobierno ruso de que sus aviones de patrullaje aéreo ahora estarán equipados con un misil hipersónico que puede alcanzar una velocidad de 24.140 Km/h, suficiente para cubrir distancias intercontinentales.

Por otro lado Estados Unidos no se queda atrás; el enfoque de su desarrollo militar de las armas hipersónicas es un trabajo que abarca más de 30 años de investigación. El secretario de Defensa de EEUU manifestó a inicios de este año ante una audiencia del Comité de Servicios Armados del Senado, que las armas hipersónicas y los sistemas de defensa contra estas eran la prioridad número uno en investigación militar.

rgerg
Sin embargo, este tipo de tecnología es el ingrediente  que podría poner en juego la seguridad a nivel internacional a nivel real

La constante búsqueda de la hegemonía militar y armamentística en el sistema internacional, siempre ha sido un elemento clave en la inestabilidad y las tensiones que pueden llegar a darse a escala global, regional o local, pero también ha sido un elemento para que ciertos sectores tecnológicos exploren las nuevas fronteras que ofrece la avanzada tecnología y el terreno digital hoy en día.

Sin embargo, este tipo de tecnología es el ingrediente  que podría poner en juego la seguridad a nivel internacional a nivel real, pues por primera vez representan una amenaza a nivel continental. Estados Unidos no ha sido nunca amenazado con armas convencionales (no nucleares) por China o por Rusia, pues sus capacidades han sido siempre muy limitadas, hasta ahora.

Luego la discusión, girará en torno hacia la viabilidad y posibilidad de utilizar este tipo de tecnología a nivel nuclear, terminando de consolidar la carrera armamentística a un punto de no retorno, cuando esa discusión debería darse en el aprovechamiento de esa tecnología en el uso de herramientas civiles y que tengan una utilidad social.

Caliescribe edición especial