Plan urbano de la ciudad

Por Benjamin Barne… el Sáb, 23/05/2020 - 11:59am
Edicion
474

dvd
Desde pequeño aprende a comportarse dentro de la sociedad y a identificar las normas y convenciones

Por Benjamín Barney Caldas 

Arquitecto de la Universidad de los Andes con maestría en historia de la Universidad del Valle y especializaciones en la San Buenaventura. Ha sido docente en los Andes y en su Taller Internacional de Cartagena; en Cali en Univalle, la San Buenaventura y la Javeriana, en Armenia en La Gran Colombia, en el ISAD en Chihuahua, y continua siéndolo en la Escuela de arquitectura y diseño, Isthmus, en Panamá. Miembro de la Sociedad Colombiana de Arquitectos, la Sociedad de Mejoras Públicas de Cali y la Fundación Salmona. Escribe en El País desde 1998, y en Caliescribe.com desde 2011


"El hombre es un ser social por naturaleza" como dijo Aristóteles (384-322, a.EC.) Nace con esta característica y la desarrolla a lo largo de su vida pues necesita de los otros para protegerse, ayudarse y cooperar en la realización de propósitos comunes, creando al mismo tiempo las condiciones para el desarrollo de su comunidad y de cada uno. Desde pequeño aprende a comportarse dentro de la sociedad y a identificar las normas y convenciones que debe seguir para vivir plenamente, gozando de sus ventajas, como son la compañía, la educación, la diversión, la seguridad, el trabajo colectivo, la protección y la creación de instituciones (Wikipedia); y para todo esto precisa de espacios de reunión con los otros.

dsvdsv

sdcdc
Por eso son tan inconvenientes todas las acciones, planificadas o espontáneas

Actualmente los habitantes de las ciudades disponen de uno o más de los cinco espacios sociales básicos que ellas ofrecen: vivienda (casas, apartamentos, hoteles), sitios de trabajo (oficinas, fabricas, talleres, locales) y sitios de encuentro (calles, esquinas, plazas, parques, centros educativos y comerciales, cines, teatros, estadios y otros), además de la naturaleza circundante (campo, playas, ríos, montes y parques naturales) y por último, periódicamente u ocasionalmente, otro o mas de los espacios anteriores pero en otra parte de la región, o más lejos en otra ciudad, es decir, viajando: un cambio en la ubicación de las personas debido a su trabajo o buscando recreación o turismo o para visitar amigos y familia.

Por eso son tan inconvenientes todas las acciones, planificadas o espontáneas, que alteran miopemente y para mal esos espacios, como lo es no contar con un territorio definido a escala regional y metropolitana, permitir la conurbación, las ciudades muy grandes o demasiado densas o por lo contrario muy extendidas y de bajísima densidad, la zonificación al extremo de los usos del suelo o su proliferación inconveniente y caótica, la falta de control el índice de ocupación del suelo de los edificios y de las alturas permitidas, y los sistemas de transporte público colectivo y del individual y privado, principiando por los ineludibles andenes para los peatones paradójicamente tan olvidados en Cali.

fwef
Pero en este país los políticos ignoran todo lo expuesto arriba o oportunistamente lo dejan de lado

Todo lo anterior debería conformar la base de cualquier plan urbano para la ciudad el que además siempre debe ir junto a la normativa para la arquitectura de los edificios implicados; y de entrada hay que analizar estos temas en función de cómo y cuánto contribuyen al cambio climático y cómo podrían ser afectados por este, y cómo reaccionarán ante futuras pandemias o eventuales terremotos y no hay que olvidar la posibilidad de un desastre nuclear provocado o accidental. A continuación, seleccionar unos pocos objetivos interdependientes, ver sus posibilidades y sólo después hacer planes realizables pero que no comprometan en el futuro los objetivos iniciales al tiempo que permiten irlos precisando.

Pero en este país los políticos ignoran todo lo expuesto arriba o oportunistamente lo dejan de lado, los gremios solo se ocupan con una mirada miope de sus propios intereses, lo que se investiga y piensa en las universidades se queda dentro de ellas, y los habitantes de ciudades son tan nuevos que apenas se están dando cuenta de su importancia y que la sociedad, que es el entorno propio de la persona, actualmente es mayoritariamente urbana y de ahí el papel fundamental de la ciudad y su arquitectura, para finalmente convertirse en un verdadero urbanita y no continuar dejando que otros decidan por él. Es el tener siempre presente que como lo expresó Aristóteles se "es" en tanto se "co-es".

evww

 

aerdhbadf