La elección de un nuevo alcalde

Por Luz Betty Jime… el Sáb, 22/09/2018 - 9:07pm
Edicion
387

Luz Betty Jiménez De Borrero / Pablo A. Borrero V.


 

no solo represente y defienda el interés general sino que además lidere con propuestas concretas el destino de la ciudad

Mucho se habla sobre el alcalde que necesita la ciudad faltando casi un año para proceder a su elección. Se trata de que los caleños reflexionen sobre la necesidad de tener un mandatario que no solo represente y defienda el interés general sino que además lidere con propuestas concretas el destino de la ciudad, bajo la nueva cobertura económica, industrial, turística, cultural y deportiva como Distrito Especial, lo que implica enfrentar diferentes retos en medio de un sinnúmero de problemas y dificultades heredadas de administraciones anteriores, que hoy han relegado a la ciudad a un tercer puesto en el panorama nacional.

Esta circunstancia nos debe llevar a pensar en la escogencia de un nuevo alcalde para Cali que tendrá que llenar requisitos de idoneidad, conocimiento de los problemas de la ciudad y sobre todo, poseer un gran espíritu innovador en materia económica, política, social y de solución a los problemas y necesidades más sentidas de la comunidad caleña, desligadas de toda clase de favorecimientos a determinadas clases y grupos sociales de interés, así como de la implementación de políticas populistas y clientelistas mediante las cuales se desnaturaliza la esencia misma del ejercicio de la función pública de que se habla en la Constitución Política de Colombia.

Y de ahí que no sea prematuro comenzar a discutir en el seno de las organizaciones sociales y políticas este tema que compromete la voluntad del pueblo caleño como autor y actor de su propio destino histórico a la hora de tomar las decisiones correspondientes conjuntamente con el análisis de las propuestas de los candidatos, particularmente en momentos en que la ciudad requiere de verdaderos cambios y no de simples paliativos que poco han contribuido a resolver sus carencias y necesidades esenciales.

En este caso no se trata de escoger un líder mesiánico ni tampoco un mandatario ligado a las viejas y nuevas prácticas demagógicas con las cuales se engañan a los ciudadanos aprovechándose de sus necesidades para acceder al poder.

Por esta razón y por muchas otras los caleños deben tomar conciencia de que la escogencia del nuevo mandatario no es un asunto trivial, lo cual demanda de los ciudadanos el poder de desentrañar de las palabras y promesas alucinantes de los candidatos los intereses que estos representan desde el punto de vista económico, político y social, a fin  de no forjarse falsas expectativas e ilusiones que alimentan una conciencia equivocada de los compromisos que deben asumir quienes tienen que estar comprometidos con los cambios que demanda la ciudad y la defensa de los intereses comunes de los ciudadanos en igualdad de condiciones para todos.

El pueblo caleño no debe olvidar que también es responsable de elegir alcaldes que son ungidos con el poder sin merecerlo

El pueblo caleño no debe olvidar que también es responsable de elegir alcaldes que son ungidos con el poder sin merecerlo, repitiéndose con ello la historia de las malas decisiones que se toman y que deben superarse en el futuro escogiendo consciente y racionalmente el alcalde que se merecen la ciudad y los caleños.


Veeduría Ciudadana por La Democracia y La Convivencia Social

El Control Ciudadano Sobre la Gestión Pública es Condición Indispensable para el Ejercicio de la Democracia y la Convivencia Social

Búsqueda personalizada