Cuando emprender es transformar el negocio familiar

Por Redaccion el Sáb, 21/07/2018 - 6:08pm
Edicion
378

CityTaxi es una aplicación móvil y una solución digital para el servicio público de taxis que existe desde hace 4 años. Durante ese tiempo ha sido descargada unas 200.000 veces y ha logrado despachar más de 800.000 servicios en 10 ciudades intermedias en Colombia. Además, llegó primero a Argentina, Aruba, Perú, incluso antes de abrir en Bogotá, donde aspiran a iniciar operaciones a partir del 1.° de agosto. Esperan incluir a Panamá antes de acabar el año.

Detrás del emprendimiento, que ha sido apoyado por aceleradoras como iNNpulsa y Wayra, se encuentran Gaby Muñoz y su familia, que manejaban Flota El Ruiz, una empresa de taxis en Manizales, creada en 1954.

Gaby estudió ingeniería electrónica y telecomunicaciones en Bogotá, y, aun antes de que existieran aplicaciones como Waze o Google Maps, desarrolló un sistema para ubicar los vehículos y no depender exclusivamente del radioteléfono. 

“Yo estaba trabajando en Tunja en el 2010, y mi padre me llamó para contarme que en el mundo ya estaban haciendo avances en tecnología con los radios, fue ahí cuando regresé a Manizales y comenzamos el proyecto, con unos dispositivos propios para rastrear la ubicación de los servicios”.

Gaby temía que la empresa llegara a su fin. “Si las empresas de taxis en este momento no transforman sus líneas de comunicación y acogen las líneas telefónicas, el internet y todas las opciones, pues se van volviendo obsoletas. ¿Por qué nos digitalizamos? Porque si no, desaparecíamos”, explica la emprendedora.

Lazos con la comunidad

Aunque dice que emprender en una industria dominada por hombres no es tarea fácil, gracias a su visión y a haberse criado en ese ambiente, Gaby cree que existe un diálogo más profundo con la comunidad.

“Como toda la vida hemos trabajado en una empresa de taxis, hemos tenido la oportunidad de escucharlos y entenderlos”.

Como resultado, su sistema no solo contempla usuarios y taxistas, sino también dueños y empresas de taxis. Además, la solución para los conductores les permite activar una interfaz por voz con la que, al conducir, los taxistas no precisan leer o manipular los textos, sino que pueden oír las instrucciones.

“Algunos necesitan que la aplicación les lea primero el barrio y no la dirección, por ejemplo. Algunas aplicaciones difícilmente entienden que los taxistas van manejando y que para ellos no es fácil conducir, no armar trancones, producir sus ingresos y manejar un aparato, todo al mismo tiempo”.

Otra diferencia que resalta la emprendedora es la decisión de no abandonar otros sistemas de servicio.

“Con el auge de las aplicaciones, las personas creen que esa es la única forma de conseguir clientes. Pero no todas las personas tienen datos o suficiente espacio en el celular, incluso, no todo el mundo sabe manejar una aplicación”, explica.

Además de ser una aplicación, se definen como “un servicio al cliente”. Los usuarios pueden pedir un taxi en el sitio web, por medio de una llamada, con WhatsApp o a través de Messenger. Independientemente del canal, todas la solicitudes que llegan se envían a los conductores mediante la aplicación.

La emprendedora colombiana reconoce que hay retos. Por un lado, la seguridad y la calidad del servicio, que han concentrado las discusiones entre los servicios de taxi tradicional y las aplicaciones de movilidad compartida, como Uber y Cabify. Por otro, el futuro de la tecnología.

Según la manizalita, la asignación del servicio tiene como prioridad la experiencia del cliente, con lo cual, de los conductores que aceptan el servicio, se elige al que esté más cerca y tenga una mejor calificación.

Además de trabajar únicamente con taxis legales, que tengan todos los documentos en regla, intentará promover una cultura de buen servicio entre los conductores ofreciendo un sistema de recompensa con puntos. Quienes tengan las mejores calificaciones podrán redimir el puntaje acumulado en productos gracias a la alianza con un nuevo portal de comercio electrónico que se llamará Wooow y se lanzará en agosto. En un futuro, la plataforma también permitiría que los usuarios que más carreras pidan puedan acumular y redimir puntos. 

Le gusta la tecnología y sigue pensando en lo que viene. Próximamente espera contar con flotas de taxis eléctricos y explorar soluciones de big data. 

Sabe que el futuro trae drones tripulados y carros autónomos, pero frente a ello dice: “Todo es bienvenido. Debemos estar atentos a hacia dónde va todo, y esto nos habla de la importancia del transporte público. Debemos mejorar el transporte público de todas las formas tecnológicamente posibles”.

Búsqueda personalizada