Litigio en el barrio La Campiña

Por Redaccion el Sáb, 19/05/2018 - 4:03am
Edicion
369

Redacción 

Este polideportivo,  cancha de futbol es el único bien público de  recreación, y oxigenación del  barrio La Campila y  aledaños, con una posesión publica de décadas, le salió dueño, a pesar que desde hace 40 años , la comunidad del Barrio la Campiña ha ejercido y ejerce la posesión  material quieta, pacifica e ininterrumpida sobre un lote de terreno ubicado en la Carrera 8 Norte con calles 41 y 44 norte  de esta urbanización. 

Hace aproximadamente 4 meses incursionó en este predio la Urbanizadora “ Cañas Gordas” utilizando las vías de hecho con violencia destruyendo los juegos infantiles construidos por la  Alcaldía de Santiago de Cali,  o sea, que se trata de dineros del erario público, también dañó la gramilla picándola , dañó las porterías,  tratando así de tomar la posesión anti jurídicamente puesto que lo único que posee es un escritura de adquisición del predio, que en la tradición del bien demuestra solo el dominio que tuvo la Cooperativa ferroviaria del Pacifico, careciendo del  requisito de posesión sin embargo, afirman que adquirieron legalmente.

La comunidad se opuso e impidió la culminación de estos hechos. Posteriormente, intenta la Sociedad Cañas Gordas tomar la posesión, de la que carecen y nuevamente la comunidad repele estos actos.

Hace pocos días intentan tomar arbitrariamente la posesión con maquinaria y sierras talando árboles legendarios, otra vez, la comunidad se opone por cuanto esta cancha  o polideportivo  es el único bien o espacio público de recreación que tiene la comunidad del barrio la Campiña, es así que allí convergen todos los días las  señoras  y señores mayores adultos, se entrenan niños y adolescentes en futbol, algunos de ellos han debutado con los equipos profesionales,  a los adultos se les organiza caminatas por senderos planeados por la Municipalidad y algunos de los futbolistas han debutado en los equipos profesionales.

Según el certificado de tradición en la matricula inmobiliaria No. 370-2609433 en la anotación No. 003 de abril 27 de 1988 a “la  sociedad Cañas Gordas” le vendió RAMON COTE ORTIZ Y GONZALO GUEVARA ECHEVERRI  y luego los actos de perturbación a la posesión de la comunidad se  ejerce en diciembre del 2018 ósea, TREINTA AÑOS DESPUES  de adquirido el lote.

Debe resaltarse las diferentes actuaciones de la Municipalidad de reconocimiento a la comunidad  en el ejercicio de su posesión material y los más importante  ES QUE  EL 30 DE OCTUBRE DE 1978 POR ACUERDO NO. 38 SE AUTORIZA POR EL CONCEJO MUNICIPAL DE SANTIAGO DE CALI LA CONSTRUCCION DEL CENTRO DEPORTIVO DEL BARRIO LA CAMPIÑA sobre el predio que nos ocupa y si confrontamos con la fecha de venta  que se le hizo a “Cañas Gordas” , ésta se efectuó con posterioridad al acuerdo No. 38 del  30 de octubre de 1978.

En el certificado de tradición, anotación No. 4 la “sociedad Cañas Gordas” hace una aclaración de manera unilateral ampliando el área inicial que había adquirido, de 8498,18 metros cuadrados a 18.439,89 metros cuadrados sin que existiera  venta alguna posterior lo cual constituye  una irregularidad.

Con lo sucedido en nuestro sector ha venido sucediendo   en esta ciudad con apropiación irregular de los lotes de zonas verdes y recreación al punto de que han intentado de apropiarse de los humedales de la ciudad, por lo tanto, acudimos para que con la diligencia requerida se obre con el señor Alcalde para impedir los abusos que nos están afectando.

Búsqueda personalizada